La formación académica de Olalla García la ha preparado para cultivar un género especialmente exigente: la novela histórica. Ésta requiere un trabajo de documentación exhaustivo y un cuidado rigor histórico por parte de la autora. Pero, ante todo, ella concibe sus narraciones como obras literarias; la Historia es uno más de los personajes de sus novelas, y enmarca al verdadero protagonista: la naturaleza humana.

Es importante que los personajes tengan alma propia, que la trama sea fluida y combine con agilidad la emoción, la acción, la intriga, las pasiones… Todo el abanico del instinto humano. Pero también es importante que lo que ocurre en las páginas invite a una reflexión sobre nuestra naturaleza y sobre las fuerzas motrices de nuestra existencia.

Pues una buena novela histórica ha de ser, ante todo, una buena novela.

Apéndices

Si quieres más explicaciones o notas adicionales relativas a una de las novelas, pulsa sobre su carátula. Así accederás a la sección APÉNDICES, que contiene información suplementaria, no incluida en el libro impreso.

“En ocasiones, yo mismo encontraba estimulante razonar nuestras costumbres y verlas reflejadas en los ojos de un extranjero que las contemplaba por primera vez.”

Ardashir, Rey de Persia

Ardashir Rey de persia

las puertas de seda

el jardín de hipatía

RITO DE PASO

EN TIERRA DE NADIE

EL TALLER DE LOS LIBROS PROHIBIDOS